Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog
CENTRO DE FORMACIÓN CRISTIANA Iglesia Cristiana de Restauración en Cartagena.

SOPORTAR LA FLAQUEZA DE LOS DEBILES

FAMILIA PASTORAL


Los que somos fuertes debemos soportar las flaquezas de los débiles y no agradarnos a nosotros mismos. Romanos 15:1


Los débiles son aquellos que aún no han alcanzado madurez espiritual.


Unos porque es su proceso espiritual de crecimiento están en la etapa de niños, están conociendo los fundamentos de la vida en Cristo y están empezando a cambiar su manera de pensar y su manera de vivir.


Otros porque se quedaron estancados en su proceso de crecimiento. Esto debido a que han puesto sus ojos en los hombres, y otros porque han puesto su mirada en lo que han dejado y no solo su mirada, sino que su corazón aún esta en el mundo. Estamos llamados a poner nuestra mirada en Cristo como nuestro modelo y como nuestro líder a seguir, estamos llamados a depositar toda nuestra confianza y amor en Cristo.


Flaquezas:

-Ver y vivir el cristianismo como una serie de ritos, ceremonias, costumbres que hay que cumplir para que no se enoje Dios y nos vaya bien.

-Ser inconstantes en todos sus caminos. Son cristianos sábados y domingos, pero mundanos de lunes a jueves o lo contrario. No quieren dejar los deleites del mundo.

-Vivir en chismes, murmuraciones, pleitos, rebeldía, crítica destructiva...

-Tener un pensamiento defensivo, sentirse de menos valía, cree que todo esta en su contra.

 

¿Cómo soportar? ¿Qué herramientas tenemos para soportar?


El amor: Beneficiar a nuestro prójimo para su edificación o crecimiento.


La paciencia: Esperar. Así como confiamos en que regando y protegiendo un árbol este crecerá y dará fruto; así mismo debemos esperar, creyendo que nuestros hermanos regándoles (enseñándoles) con la Palabra y cuidando que tomen buenas decisiones, de seguro que darán frutos espirituales.


Consolación: Refugio en el Señor. Él nos enjugara las lagrimas por las decepciones sufridas y nos fortalecerá para seguir adelante.

La fe: Debemos vivir nuestra fe. Debemos creer que la Palabra de Dios es una verdad vivible.


Esto nos ayuda a vivir agradando a Dios, para ser de edificación a nuestro hermano pensando en su salvación y en nuestro crecimiento.

Emigdio Sumosa P.

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:

Comentarios